Seleccionar página

Cuando tenemos nuestro primer empleo o mejor aun cuando recibimos nuestro primer salario es normal cometer errores. Mismos que queremos evitarle mediante este artículo.

No importa si usted ya lleva un año recibiendo el salario, es el momento de reflexionar sobre sus errores y cambiarlos. La manera en cómo gasta su dinero diariamente definirá sus finanzas en un futuro próximo. En su primer salario o empleo forjará sus finanzas personales.

Errores con el primer salario

Conocer estos conceptos es necesario; ya que podemos identificar qué errores estamos cometiendo. Si No cambia los hábitos ahora que está comenzando le costará mucho más trabajo con el tiempo.

El gasto hormiga

Solo debe reflexionar todos esos pequeños gastos que realiza en la oficina diariamente. Desde un café, un dulce, el taxi porque no tomo el transporte a tiempo, las pequeñas ventas de compañeros en la oficina, etc.

Realice una lista de todos estos gastos con su respectivo precio, después sume todo y vea cuánto podría ahorrar en un mes.

Ceder con el préstamo de dinero o bien como aval

La madurez en cuestiones de finanzas se trabaja diariamente. Si ha logrado administrarse bien o está en proceso, no se meta en otras cuestiones. Es decir no se meta en asuntos de terceros cuando está en proceso de construir el suyo.

Deudas de 12 meses

Asumir deudas o créditos a largo plazo sin la seguridad de que podamos pagarlos es un error común. Peor aún cuando recién comenzamos nuestro empleo y no estamos seguro si nos mantendremos ahí al menos un año.

Historial Crediticio dañado

Para tener un buen historial es necesario no endeudarse, al menos no a grandes cantidades. Existen también las deudas sanas. Pero si por el momento tampoco se encuentra haciendo algo bueno con su dinero puede ser parecido tener una deuda. Puede por ejemplo adquirir una tarjeta con un tope mínimo pero manteniendo su historial sano.

El mal uso de su bono o aguinaldo.

El mundo laboral nos trae muchas ventajas, sobre todo en ciertas épocas del año como los aguinaldos, los bonos y las prestaciones. Debe encontrarse informado sobre cuánto le corresponde, de otra manera podría perder ese dinero.

No gaste de inmediato esas facilidades financieras y ahórrese o planifique su uso para mediano y largo plazo.
Y por último para proteger ese salario piense en los siguientes puntos.

El ahorro: Recuerde que siempre debe ahorrar el 10% de su salario y en base al restante hacer su presupuesto.

La inversión: Haga crecer su dinero, busque opciones y úselas a su favor.

La distribución: Planifique en qué destinará su dinero, qué porcentajes piensa delegar a cada rubro. Este control le permitirá no derrochar su dinero y tener control sobre él.

Las compras: Compre solo lo que en verdad necesite. No es el momento de despilfarrar ni comprar cosas sin sentido.

Puede darse gustos o comprar eso que siempre quiso con su primer salario pero también debe cuidarlo y actuar de manera inteligente. No cometa estos errores y construya finanzas sanas.

Comentarios

comentarios